Se encuentra usted aquí

El Ayuntamiento de Valladolid promueve la participación empresarial para impulsar el cambio hacia la Economía Circular

  • Una encuesta recogerá la opinión de trabajadores y empresas respecto al nuevo modelo económico

La encuesta de buenas prácticas sobre economía circular permitirá tomar el pulso a empresas y trabajadores que pongan su foco en el cambio de modelo económico.  Con esta acción participativa, el Ayuntamiento de Valladolid da un primer paso con el fin de reforzar y enriquecer el ecosistema empresarial. Un nuevo tejido que considere prioritaria la transición hacia nuevos sistemas de producción o servicios para un crecimiento sostenible y equilibrado.

Un modelo económico, a debate

El parón de la economía a escala mundial, la reducción drástica de los niveles de contaminación y de la extracción de materias primas del planeta son algunos de los efectos más inmediatos del COVID-19. Esta emergencia sanitaria internacional está provocando una situación crítica y sin precedentes que propicia nuevos planteamientos, análisis y debates a la hora de abordar el modelo económico actual, así como otros aspectos que condicionan nuestra salud y calidad de vida relacionados con la degradación del medio ambiente provocada por el hombre y los sistemas de producción.

La oportunidad circular

Es una situación insólita que también puede suponer una oportunidad para afrontar la transición del modelo económico lineal hacia otro circular, para generar nuevos empleos y favorecer la creación de nuevas empresas. Negocios que tengan más en cuenta la protección del medio ambiente como medida imprescindible para lograr un crecimiento más sostenible y equilibrado, de tal modo que no se ponga en juego la supervivencia.

El Ayuntamiento de Valladolid está tomando medidas inmediatas para apoyar el tejido empresarial de nuestra ciudad y aliviar la presión socioeconómica que supone esta crisis sanitaria. Además, se están poniendo en marcha otras acciones a medio plazo para apoyar a empresas y emprendedores que tengan en su punto de mira la economía circular como hoja de ruta.

El modelo circular, en el que el valor de los productos, los materiales y los recursos se mantienen en la economía el mayor tiempo posible, reduce al mínimo la generación de residuos. Se centra, por tanto, en el proceso de producción o puesta en marcha de un servicio desde su origen y diseño hasta su salida al mercado. Y además, persigue que las materias primas tengan nuevas oportunidades una vez cumplida su finalidad inicial.

Uno de los primeros pasos que hay que dar en la transición hacia el modelo circular es tomar el pulso a la visión de los trabajadores y empresarios y plantearse cuestiones como el tipo de organización para la que se trabaja, el grado de conocimiento sobre economía circular y otros aspectos relevantes.

Para ello, a través del Proyecto Europeo Transfronterizo Interreg, Circular Labs, que reúne a socios españoles y portugueses entre los que se encuentra la Fundación Patrimonio Natural de la Junta de Castilla y León, pone a disposición de trabajadores y empresas esta encuesta sencilla que dará el primer paso para dibujar el círculo. Se partirá de la situación actual y del análisis de cómo es nuestro tejido empresarial y cómo se comporta ante la economía circular para ir avanzando en un nuevo ecosistema.

Los resultados de la encuesta permitirán llevar a cabo acciones dirigidas a este grupo de interés y así compartir el objetivo del proyecto: promover la Economía Circular entre las empresas y los emprendedores. Una vez que se identifique el comportamiento del tejido empresarial de Valladolid, se diseñarán acciones concretas que contribuyan a la transición de modelo económico.

Circular Labs, que se puso en marcha en junio de 2019 y se llevará a cabo hasta finales de 2021, incluye otras líneas de acción dirigidas al desarrollo económico sostenible de nuestra ciudad.

Algunas de estas acciones serán cursos de formación masivos (MOOCs) o específicas para empresarios locales, el desarrollo de laboratorios urbanos en los que los ciudadanos y empresas serán protagonistas o la puesta en marcha de herramientas de autoevaluación para las empresas, que les permita conocer su grado de “circularidad”.

Categorías: 
Noticias Ciudadano